K para Teclados

K para Teclados

De todos los instrumentos en un escenario, ninguno presenta la variedad de tonos, texturas y rango promedio de frecuencia comparables a los teclados electrónicos. El tecladista contemporáneo dispone de una cantidad ilimitada de sonidos, cada uno con sus sutilezas y matices. Algunos sonidos (por ejemplo, un piano sampleado de alta calidad) dispone de un amplio rango de control expresivo. Otros, (por ejemplo, un bajo de sintetizador) están diseñados para reproducir un rango específico de frecuencias y nivel general. En un entorno controlado de grabación, es simple optimizar cada sonido para un rendimiento máximo, registrando cada uno en forma individual y procesando y mezclando en un segundo paso.  


Leer Más

Muchos amplificadores de teclado son poco más que amplificadores de guitarra con una sección de mezcla simple y la adición de un altavoz de agudos piezoeléctrico. No tienen la capacidad de amplitud de banda o nivel de salida sin distorsión requerido para reproducir el sonido de un teclado a nivel sonoro de concierto. El sistema de amplificación ÓPTIMO para teclados debe reproducir con precisión el rango completo sonoro de un teclado, de manera similar a monitores de estudio de la más alta calidad, con el nivel de salida acústico de un sistema de refuerzo sonoro.

Esto es exactamente lo que ofrece la Familia K. Refuerzo sonoro con calidad de estudio de grabación para sus teclados, y, con 1000 watts de potencia clase D por altavoz, estos altavoces pueden reproducir sonido a niveles adecuados, al resto de los músicos sobre el escenario. Además, ofrecen un increíble rango flexible de configuración, ya sea en Mono o en Estéreo, como monitor sobre escenario o en un soporte, con o sin sonido principal PA, el tecladista, la banda y la audiencia disfrutarán cada detalle de la ejecución musical.

En QSC, nuestro altavoz preferido para teclados es el K10 Compacto, potente y apropiado, ya sea como retorno de escenario o como reproductor principal al público. Su mezclador incorporado de dos entradas es suficiente para el requerimiento de muchos tecladistas, y una salida balanceada sirve para conexión directa al sistema principal. Un K10 es grandioso, pero, para un verdadero placer, intente tocar con dos unidades, en configuración estéreo. Muchos presets y simulaciones de altavoz están diseñadas en estéreo y cobran vida propia en un sistema estéreo.

Resumen de Ventajas:

•          Reproducción en rango completo, sin distorsión a altos niveles de reproducción (por ej. Enormes monitores de estudio en escenario).

•          La tecnología DMT permite una respuesta plana fuera de eje, esto resulta en un sonido con mayor inteligibilidad en un plano amplio, o con una imagen estéreo más amplia, utilizando dos altavoces.

•          Disposición como monitor de escenario o montaje en poste para los modelos de10” y 12”.

•          Mezclador de dos canales (incluyendo una entrada de micrófono) posibilita el uso mixto como amplificador de instrumento y monitor de escenario.

•          Conexiones en cadena y salida mezclada disponibles para interfase simple con la consola mezcladora principal. Pedal de Expresión* permite controlar el nivel de sonido en escenario.

Pensando en Amplificación de Escenario:

Cuando pensamos en amplificación de instrumentos para eventos en vivo, es necesario considerar qué porcentaje de la tarea corresponde al sistema de refuerzo sonoro y qué porcentaje corresponde a los instrumentos musicales y sus respectivos amplificadores. En los inicios del rock & roll, los sistemas de amplificación luchaban (muchas veces, sin éxito) para llevar las voces a un nivel sonoro suficiente como para oírlas por sobre la batería y  los amplificadores de instrumento. En la actualidad podemos utilizar dos criterios diferentes en relación a eventos en vivo.

1. Mezcla Acústica: en este entorno, las voces y, posiblemente, algún instrumento como el saxo son enviados al sistema de refuerzo sonoro. Cada instrumentista oye y ajusta su volumen en función del nivel sonoro de la batería y de los amplificadores de instrumento de los demás instrumentistas. Es como si todos ejecutaran instrumentos no amplificados y dependieran de sus oídos y habilidad musical para equiparar niveles en el ensamble. En situaciones así, los altavoces de la familia K estarían ubicados detrás de los instrumentistas; de este modo, ellos y la audiencia podrían oír. La reproducción precisa y la potencia de los altavoces de la familia K permitiría reproducir baterías electrónicas, guitarras acústicas y eléctricas, incluso teclados, con precisión y suficiente potencia y cobertura sonora

2. Refuerzo Completo: En esta instancia, el sistema de refuerzo sonoro es responsable de la mayor parte de la tarea. Todo lo que se genera en el escenario es dirigido al sistema y el ingeniero de mezcla equilibra el sonido. Los altavoces de la familia K servirían fundamentalmente como monitores individuales para los instrumentistas.

Muchos de nosotros aquí en QSC somos músicos. Entendemos que, sin importar cuánta habilidad como instrumentista pueda tener, la ejecución musical es la óptima cuando se oye adecuadamente, con potencia suficiente y precisión sonora. Esto es lo que la familia K proporciona. Visite a su distribuidor autorizado QSC y compruébelo usted mismo. Conecte su instrumento preferido a un altavoz de la serie K o KW y óigalo. Sus oídos serán su mejor consejero.